La responsabilidad de las empresas

por All-Safe / 7 de Mayo de 2009

Son muchas las responsabilidades que debe asumir una empresa, entre ellas la de mantener la seguridad de sus documentos y la confidencialidad de sus datos, que a la larga pueden resultar las más importantes.

La responsabilidad de las empresas

La responsabilidad de las empresas

Cuando este aspecto se deja a un lado, las multas pueden ir desde los 600.000 euros hasta cifras incalculables que han obligado a muchas de estas empresas a cerrar por no poder hacerles frente.

Este puede ser uno de los terribles resultados si no se intenta por todos los medios cumplir el reglamento establecido y se deja en manos de cualquier empresa la seguridad de sus documentos.

No es un gasto, es una inversión

Muchas entidades consideran un gasto extra este tipo de servicios e intentan reducirlo lo más posible. Las empresas deben realizar un esfuerzo importante para reforzar su confidencialidad en los datos, sin embargo todo este esfuerzo también tiene su recompensa ya que evitará muchos problemas a la larga.

Por este motivo no debe tomarse como un gasto extraordinario, sino como una inversión, una forma de lograr la completa protección de toda la información confidencial que manejan prácticamente a diario.

Las empresas y los responsables de éstas cometen a menudo gran cantidad de fallos, como dejar al alcance de cualquiera copias de la documentación que debería estar protegida o mucho peor los documentos originales.

En la mayoría de las ocasiones esto se produce por el desconocimiento que se tiene de la información que contienen estos papeles.

Las pymes también son responsables

En el estudio de Landwell-PWC se afirma que casi el 70% de las empresas deberían realizar un enorme esfuerzo para lograr la identificación absoluta de su documentación, para poder tenerla controlada y para proteger de esta forma todo su contenido.

A la hora de clasificar y almacenar los documentos de una empresa sucede algo similar, la incompetencia de muchos de los responsables de estas entidades pueden llevar al traste el duro trabajo de muchos años.

El momento de la destrucción de toda esta documentación confidencial requiere primero de la solución de los puntos comentados con anterioridad, ya que son muchos los que únicamente consideran como “destructibles” aquellos en los que aparecen los datos personales.

La vigilancia a la hora de la eliminación de informes o documentación confidencial no es solo obligación de las grandes empresas, las pymes también deben completar de forma segura este proceso porque las consecuencias negativas que se pueden derivar de no hacerlo pueden ser igual de importantes que las que se producen en las multinacionales.

 
1963

Comentarios (No hay registros)
No existen comentarios para esta entrada

Agrega un comentario