El reciclaje se define como el conjunto de procedimientos que posibilitan la utilización de los recursos presentes en los materiales residuales. Entre estos procesos se incluyen las formas de incineración que permiten recuperar la energía.