Los inversores generalmente toman la decisión de apoyar o no apoyar un proyecto de acuerdo a criterios que a veces nos parecen un tanto oscuros.

Son muchas las responsabilidades que debe asumir una empresa, entre ellas la de mantener la seguridad de sus documentos y la confidencialidad de sus datos, que a la larga pueden resultar las más importantes.