Pensando en los procesos de reciclaje, ciertamente, llama la atención el modo en el que se revaloriza aquello que parecía ya sin ningún provecho. Lo que caracteriza a los seres vivos es su inevitable interacción con la naturaleza, pero contemplar en perspectiva este mismo hecho y evaluarlo de acuerdo a su conveniencia para existir es algo que sólo define a lo humano.