A fin de comprender la real importancia que tiene la destrucción de archivos documentales, conviene contemplar, desde un punto de vista global, la mecánica de sus procesos y los alcances de sus notables beneficios para las empresas e instituciones diversas